Facebook Twitter Google +1     Admin

El 4 de Octubre de 1582 nos “comimos” 11 días del calendario.

Parece raro, pero es cierto. En los tiempos de las “fake news” por doquier, ésta que les traemos hoy es cierta. Vamos a explicarla.

Hasta ese día, 4 de Octubre, el calendario que imperaba era el Juliano, instaurado por Julio César en el año 46 a.C. El sistema calculaba que los años terrestres duraban 365 días y seis horas (divididos en 12 meses), e incluía un día más cada cuatro años.

El papa Gregorio XIII, durante rn la transición del calendario juliano al gregoriano (1582).

Es decir, igual que ahora, había un año bisiesto cada cuatro años. El problema surgía porque contaba más tiempo del debido. En realidad el año tiene 365 días, 5 horas, 48 minutos y 45,25 segundos; es decir el año juliano duraba aproximadamente 11 minutos y 14 segundos más. Haciendo cálculos  la humanidad se atrasaba alrededor de un día cada unos 130 años. Por lo tanto el desfase iba siendo más grande, de tal manera que al llegar al siglo XVI, había cerca de 10 días entre las fechas y las estaciones de la Tierra y las fiestas religiosas, como la Pascua (Semana Santa), que iban cayendo cada vez más temprano.

En 1572 llega a Roma el Papa Gregorio XIII y decidió resolver la cuestión. Encargó a C. Clavius un nuevo calendario. La principal dificultad la soslayó de la siguiente manera:  el nuevo sistema modificó la regla de los años bisiestos. Estos se mantuvieron cada cuatro años, pero con dos excepciones.

Christopher Clavius.jpg

Se decidió que los años que fueran múltiplos de 100 no serían bisiestos, pero los que fueran divisibles por 400 (por ejemplo 1600, 2000, 2400) lo seguirían siendo. El error parecía casi resuelto, a excepción de que el sistema erraba alrededor de medio minuto por año, es  decir 1 día cada 3.300 años. Para arreglar el desfase que había con respecto al equinoccio de primavera, que ya lo llevaban por el 11 de Marzo, se dispuso que fuese el 21 de Marzo y para lograrlo en los siguientes años, el edicto ordenaba que ese mismo año, el 1582, el calendario pasara del jueves 4 de octubre al viernes 15 de octubre.

Imagen Noticia

Así, los días del 5 al 14 de octubre de 1582 no existieron. Los territorios que corresponden actualmente a Italia, España y Portugal fueron los primeros en adoptar el cambio. Poco a poco  el resto de países occidentales fueron adoptando el nuevo calendario, llamado desde entonces calendario gregoriano. Como anécdotas terminaremos contando que Santa Teresa de Jesús murió el jueves 4 de Octubre de 1582 y enterrada al día siguiente viernes 15 de Octubre de 1582.

     Desde entonces nuestro calendario goza de buena salud. AMJ

Comentarios » Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris